¿Qué es 2016 Bidea?


Domingo 10 de julio

LONGITUD DURACIÓN ACTIVIDADES TOTAL
13,3 Km. 5,75 h. 3,5 h 9,25 h.

LARRE BERDEAK ETA TEILA GORRIZKO ETXE ZURIAK – PRADOS VERDES Y CASAS BLANCAS DE TEJA ROJA

MUNICIPIOS

Una etapa ecléctica cuyo hilo conductor puede ser apreciar lo que nos ofrece cada punto del camino: la tradición industrial en Legazpi, los paisajes de la sierra de Aitzkorri y la espiritualidad de Arantzazu.

Comenzamos la etapa en la ferrería de Mirandaola, donde se muestra cómo trabajaban el hierro en el siglo XVI. Además de ver trabajar a los ferrones, una guía iba explicando tanto el mecanismo de funcionamiento de la instalación como las distintas tareas que iban desarrollando. Previamente, la alcaldesa de Legazpi nos había dado la bienvenida.

La caminata transcurrió por la orilla del Urola hasta llegar al pantano de Barrendiola. Dejamos el asfalto para comenzar el ascenso por el bosque e hicimos un descanso en las bordas de Jarondo para conocer su majada y su historia. Después, salimos del bosque y alcanzamos las Minas de Katabera. Entre los restos de las minas nos explicaron cómo trabajaban antiguamente. Llegamos al alto de la sierra a través del paso de Biozkornia y conocimos los tesoros del parque natural de Aizkorri-Aratz.

Finalmente, los excursionistas llegaron a Arantzazu. Allí fueron recibidos con las campanas, queso de pastor de Gomiztegi y txakoli fresco de Oñate y la actuación sorpresa —iniciativa de Arantzazu Gaur— del coro Ganbara.

Por la tarde, tras la comida, se hizo la visita a la basílica. La guía intercalaba anécdotas y datos curiosos, haciendo ameno el recorrido. Además, uno de los franciscanos decidió enseñarnos la imagen de la virgen de cerca (normalmente solo se puede ver en mitad del retablo, a bastante altura) desde la parte trasera del ábside. Los participantes también pudieron ver la cripta con obras de Nestor Basterretxea. Finalmente acudimos a Gandiaga Topagunea para el concierto de Ruper Ordorika.

Destacar en esta etapa la colaboración de Arantzazu Gaur, la fundación que gestiona el patrimonio del santuario. Además de la actuación no prevista de Ganbara, colocaron dos grandes lonas con el cartel del concierto de Ruper Ordorika en puntos estratégicos del recinto para darle más publicidad. En general, nos facilitaron la tarea para que todo resultara perfecto.


Todas las entradas sobre 2016 Bidea