¿Qué es 2016 Bidea?


Sábado 17 de septiembre

LONGITUD DURACIÓN ACTIVIDADES TOTAL
12 Km. 3,5 h. 1,25 h. 4,75 h.

KONTUZ SONGINEKIN – CUIDADO CON LAS BRUJAS

MUNICIPIOS

  • Zugarramurdi
    • Narkoneko-borda: Intervención del Inquisidor, Sorginen haizeak Taldea, Zugarramurdiko Garapena
    • Sorginen Lezea, Akelarre, Zugarramurdiko Garapena, Sorginen haizeak Taldea

El akelarre de Zugarramurdi convertido en teatro itinerante en cuatro escenas desde la localidad de vascofrancesa de Sara hasta Sorginen Lezea (la cueva de las brujas).

Comenzamos en la plaza de Sara con un ritual de despedida. Se trataba de hacer, con los participantes, un conjuro para tener buen camino. Ya se sabe; advocaciones a los espíritus, mezclas de potingues en una marmita y un poco de teatro. No debió funcionar muy bien porque se puso a llover.

La segunda intervención era a un tercio del camino hacia Zugarramurdi. Allí los excursionistas se encontraron con las sorgiñas en plena faena: recogiendo hierbas y bichos para sus cosas.

Para acabar esta parte, las brujas tenían preparada una de esas “bebidas energéticas” que sirvieron a los participantes. Hay que decir que estaba amarga y no sabemos qué efectos producía… También había una botella de licor de mandrágora que se acabó en un suspiro.

La tercera actuación era en las proximidades de Zugarramurdi, donde el inquisidor y algunos frailes acudieron para advertir a los caminantes de que se acercaban a un lugar peligroso, lleno de pecadores. Para entonces ya era de noche y se encendieron antorchas, elemento que le daba un plus de dramatismo a la escena.

“Hermanos, ¿a dónde os dirigís? ¡Hemos sabido que vais a Zugarramurdi!  ¿Sabéis que ese pueblo es un nido de brujería? ¿Sabéis que estáis poniendo vuestras almas en peligro? ¡Arrepentíos hermanos de este viaje que habéis iniciado!”

Finalmente llegó el momento cumbre de la jornada, el akelarre. La versión orquestal de Baga Biga Higa de Mikel Laboa sonaba en la cueva como en una catedral. La puesta en escena, la luz, y el dramatismo calaban hasta el punto de que mucha gente llegó a emocionarse.

Este ha sido el único trayecto de 2016 Bidea que se ha hecho en sábado por la necesidad de que en el momento del akelarre fuera de noche. Como además hubo un retraso de prácticamente una hora en la marcha, los participantes hicieron el último tramo del camino a oscuras. Habíamos previsto esa posibilidad entregando una pequeña linterna a cada uno.

Por suerte, el mal tiempo no impidió que esta fuera para muchos la mejor etapa de 2016 Bidea. No llovió durante las intervenciones, excepto al final de la primera escena, aunque sí en el trayecto, y mucho. Las brujas nos protegieron, a medias.


Todas las entradas sobre 2016 Bidea